dilluns, 18 de febrer de 2013

Domingo dia 03-02-13





Este domingo los meteorólogos anunciaban bastante frío y viento, pero no nos asustaron para nada, a las 6 de la mañana ya estaba levantado, porque quedemos para salir en coche a las 7:30 hacia Vich a un pueblo de por ahí llamado Sant Juliá de Vilatòrta, donde nos esperaba nuestro buen amigo y compañero, Sepe, para realizar un circuito de unos 45 km. de una prueba denominada “Les Guilleríes” nos reunimos 8 compañeros con 2 Gps que nos hicieron disfrutar de una mañana tranquila pero dura ya que fuimos disfrutando del paisaje y esperándonos en cada cruce de caminos y controlando los Gps para no perdernos, “alto ahí que nos hemos pasado” “por la derecha, no, no marca por la izquierda” “pabajo, noooo parriba” da gusto ir así en un plan de aventura, recorrimos senderos boscosos, alguna trialera un poco técnica y bajadas de senderos muy chulas, pasando por la ladera de un pantano y también bastante pista, hasta llegar a un lugar que le podríamos llamar las montañas del Colorado como se ve en las fotos y subimos hasta la cima donde hay instaladas unas grandes antenas, al verlo desde abajo parecía que tenía que ser más duro pero se va subiendo con falsos llanos y por la ladera boscosa de la montaña y aunque es bastante duro se hace agradable y te deja recuperar, se nos hizo un poco tarde al final, eran casi las 2 de la tarde, el caso es que nos reagrupábamos en cada cruce , y la única vez que me quedo rezagado al dar media vuelta en una pista, ya que nos habíamos pasado un sendero que teníamos que coger, me quedo un poco rezagado y al adrentrarse el grupo en la senda los pierdo enseguida, empiezo a bajar como un loco para pillarlos pero ni rastro de ellos se habían esfumado, menos mal que al llegar a la pista un kilómetro después, había otro cruce de caminos, porque si no, a saber a donde hubiera ido a parar, entonces empecé a pensar en que podían haber cogido otra senda anterior, ¿pero cuál?, el caso es que en una situación así no sirve de nada llevar un móvil porque “la madre que los parió, no hay cobertura”, solo me quedaba hacer señales de humo, porque nos intentábamos comunicar pero no había manera, suerte que en una conversación con el Jose oí “ ¿has cojido bjsdhhmnvf una trialera?” entonces decide volver hacia atrás y efectivamente había un cruce de sendas ¿pero cuál coger? mi único recurso era hacer el grito de tarzán ya que hacer fuego en ese lugar y sin cerillas no hubiera estado muy bien, aunque lo modernice un poco y utilice mi potente silbido y al momento sentí una voces ¡¡Momyyyyyy, bajaaaaaa la tialeraaaaaa!!, y así lo hice, por cierto muy chula y técnica y finalmente nos reagrupemos, seguidamente pasemos por un bosque que parecía encantado, nunca había visto unos árboles como esos, especial para hacer buenas fotografías pero ya era tarde y en seguida lleguemos al pueblo, al final fue un día perfecto sin mucho frío aunque con un poco de viento en la alta montaña .




¡¡Hasta la próxima aventura “DE ANTENAS”!!